Recordar

planetas

A veces siento que enloquezco, en serio, pues el insomnio recurrente fatiga y las ideas no son muy claras en esa condición. El pasado no vuelve, eso es tan obvio, no? Pero en algunas ocasiones retroceder un poco en el tiempo te recarga de cierta clase de energía vital, calma al corazón angustiado, la opresión del pecho, la locura interna con la que lucha el cerebro.

De vez en cuando recordar es vivir, ver y aprender de tus errores, las cosas que hiciste bien, aquellas que no hiciste, traer de vuelta a gente que se fué y no volvió fisicamente pero que se quedó para siempre en un rincón de tus memorias. Recordar es sonreir con los juegos de tu infancia, treparse a la copa de un mango inmenso, ver tus pies descalzos y diminutos pisar la hierba fresca y verde, la caída de tu bici cuando le sacaron las rueditas, las rodillas raspadas al practicar con tus patines….

Recordar a veces es darte cuenta que creciste, que hay mucho camino recorrido pero aún mucho más por recorrer, recordar te dice que no sólo hay que añorar sino intentar que el presente sea digno de contar en el futuro. Recordar es darse cuenta de que muchas veces sufrimos también, pero que pudimos mantenernos firmes, que cargamos el peso que pusieron en nuestras espaldas y seguimos subiendo hacia la cima de la vida.

De vez en cuando recordar es no perder la esperanza ….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s